25 octubre 2016

Bajan las ventas de relojes inteligentes mientras esperamos la reacción de Android Wear




A nosotros nos parecen los relojes inteligentes muy interesantes y creemos que llegará el día en el que dejaremos nuestro teléfono en casa y podremos salir con el reloj sin necesidad de nada más. Hasta que ese divorcio no llegue completamente, el reloj inteligente no será más que un accesorio de nuestro teléfono móvil  al igual que lo pueden ser los auriculares o una funda y eso le resta importancia.

No es un mercado maduro y las cifras de ventas lo están demostrando. Según los últimos números de IDC, en el tercer trimestre de 2016 se han vendido un 52% menos de relojes inteligentes que durante el mismo periodo del año anterior. Han bajado más de la mitad respecto al año anterior…

Ningún fabricante ha logrado convencer y eso lo hemos notado en la falta de novedades durante este año. Es posible que ya estén trabajando en dispositivos 2.0 para la nueva hornada, pero no recordaremos el 2016 por ser un buen año en lo que a relojes inteligentes se refiere.  Existen dos empresas que por el momento han sabido dar algo diferente: Apple y Garmin.

Apple está liderando el mercado con su Apple Watch que a pesar de haber bajado del 70% al 41% de cuota de mercado en lo referente a relojes inteligentes, con la nueva revisión de este año y la fantástica integración con iOs 10 hacen que la bajada sea menos acuciada.

Garmin con su propuesta deportiva logra pasar de un 2% a un 20% de cuota de mercado. En tan sólo un año han logrado hacerse un hueco  importante con sus dispositivos y parece que han llegado para quedarse.

En definitiva, estamos en un mercado poco maduro donde cada año se presentan novedades y estamos seguros que los relojes inteligentes tienen un gran futuro siempre y cuando sean capaces de separarse del móvil y no convertirse en un accesorio más.

 

 

22 diciembre 2015

Switcher: Saltamos del Samsung Galaxy Note 3 al Iphone 6s




Samsung Note 3 iPhone 6s

Hace tres años pasaba de un terminal que me gustaba mucho (iPhone 4s) al Samsung Galaxy Note3. El motivo principal de aquel cambio estaba en el aburrimiento general y la pereza de gastarme el dinero en un dispositivo que me parecía una copia del anterior y es que el iPhone 5 no era lo que en aquel momento Apple debió presentar, por lo menos para mi. En ese momento abandoné el mundo de la telefonía Apple y probaba Android.

Ha pasado todo este tiempo y de nuevo vuelvo a realizar un salto entre tecnologías. Esta vez los hago desde un fantástico Note3 al iPhone 6s, y quiero indicar los motivos. La principal es dejar por escrito que el cambio lo hago cuando una tecnología me aburre o ya no me aporta nada nuevo y necesito cambiar. En este caso lo pude comprobar cuando no adquirí el Note4 y tras la presentación del Note5 comprobé que Samsung tenía un problema. Al principio veía como la compañía era el caballo que tiraba del carro lanzando terminales apasionantes y ahora veo cómo son los teléfono los que tiran de una compañía con falta de ideas.

No voy a hablar mal del Note3 ya que tiene características diferenciadoras que lo hacen único y creo que a día de hoy sigue siendo el móvil Android que más me gusta si no fuera por ese borde plasticoso, que imita al metal y que  con el uso continuado se ha ido echando a perder.

¿Qué puntos del iPhone 6s y de iOs9 me han atraído para realizar el cambio?

TouchID de Apple

La tecnología de del Touch ID me parece una pasada ya que después de probar lo mal que funciona la de Samsung, esta es verdaderamente impresionante y me parece un punto de seguridad que exigía a mi terminal, ya que en estos momentos guarda información muy sensible.

Touch3d Apple

Otra tecnología exclusiva (“por el momento“) de Apple es el touch 3D y es verdaderamente intuitiva. Como desarrollador, me parece que ofrece muchas opciones y aunque es extraño ver como el terminal comprende la presión que tu ejerces en la pantalla del teléfono, las opciones que ofrece son muchísimas.

Diseño Iphone 6s

Otro punto que me acabó de rematar fue la carcasa de aluminio que utiliza en el iPhone 6s. Nos dicen que se ha utilizado aluminio de la serie 7000, una aleación mucho más resistente que en la anterior y eso posibilita la opción de no utilizar funda en el teléfono, algo que me parece un plus. Terminales de gama alta con fundas feas no es lo que más me gusta, y reconozco que al tacto, el iPhone es impresionante.

Ahora falta comentar la última parte, pero no menos importante del iPhone 6s y es su sistema operativo. A día de hoy estoy con la versión 9.2 y por el momento contento. Tiene aspectos que mejoran enormemente del recuerdo de iOs5 que tenía en mi cabeza.

Mejoras en el tiempo, bolsa, correo electrónico, teclado, multitarea e intercambio entre aplicaciones hacen que mejore enormemente la usabilidad, pero echo mucho de menos una característica que en Apple está prácticamente capada y es que el uso de sandbox no permite guardar información de forma estática en el iPhone y sólo dentro de las apps, con lo que es imposible acceder a información de otras apps y mejorar el ecosistema.

Me he topado con el Autolayout de Xcode y es una verdadera locura, creo que tengo que profundizar en este tema y comprender la labor de las Constraints para que al desarrollar aplicaciones, se mantenga perfectamente las vistas en los distintos terminales.

¿Qué echo en falta en los móviles de Apple?

  • Hay algunas cosas que me gustaría que se implementaran en Apple y es algún sistema que, sin necesidad de desbloquear el teléfono, sepas si tienes alguna notificación pendiente de leer. En Android hay un LED, quizás Apple podría intentar algo alternativo y funcional para seguir marcando tendencia.
  • Otro punto que echo en falta es alguna opción para “volver” ya que cada aplicación tiene un diseño diferente y en algunos casos para volver a la pantalla anterior tienes que rebuscar el botón apropiado, mientras en Android siempre tienes el botón auxiliar que te permite retroceder de forma rápida a la pantalla o app anterior.

En definitiva y como conclusión.

  1. ¿Me gusta mi nuevo iPhone 6s? SI.
  2. ¿Tiene capacidad de mejora? SEGURO QUE SI
  3. ¿Voy a comprar el iPhone 7? NO.
  4. ¿Voy a durar mucho con iOs? Espero que SI, esa es mi intención.